Florencia: Il Porcellino, Cúpula, Piazzale Michelangelo

Hola a tod@s! Un paseo desde el Hotel Silla donde nos hospedamos, pasando por el Ponte Vecchio hasta la Cúpula de Santa María del Fiore.

Creo que reservamos ese hotel para pasar cada día por el famoso Ponte Vecchio 😉

Il Porcellino

Paramos primero en la Piazza del Mercado Nuoto, en la que se puede ver una fuente de bronce que se llama Il Porcellino, que representa un jabalí.

La tradición dice que si quieres volver a la ciudad 😉 deberás lanzar una moneda al hocico del animal e intentar que caiga dentro del agujero situado en la parte de abajo.

¡Si lo consigues, tendrás asegurada tu vuelta a Florencia!

Ponte Vecchio desde el Corredor
Cúpula de Brunelleschi

Tal vez la Cúpula de Brunelleschi es el elemento más impresionante de todo el conjunto.

Por su altura, su tamaño, sus majestuosos frescos, por sus espectaculares vistas desde su mirador, o por la odisea que supone subir tantos escalones☺

Una vez accedes al interior del edificio, empiezas a subir el primer tramo del ascenso hasta el mirador de la cúpula.

Pronto llegas a un primer anillo interior que se encuentra bajo la bóveda de la cúpula de Brunelleschi, donde puedes apreciar los frescos que la decoran.

Luego, subes un segundo tramo por una estrecha escalera de caracol por el que irás hasta el último tramo, la escalera que te sube al mirador.

Finalmente, llegas a la base interior de la linterna de la Cúpula, ya sólo queda subir unos pocos escalones que conducen al mirador exterior.

¡Es el momento de disfrutar de las vistas panorámicas de Florencia! 🙂

Vistas desde la Cúpula de Florencia

Tratando de identificar los más famosos edificios históricos y viendo los paisajes que rodean la ciudad.

¡Y de respirar! ya que se suben 463 escalones, pero que merecen la pena.

Puedes pasar un buen rato, tratando de identificar los más famosos edificios históricos, haciendo mil fotos o viendo los paisajes que rodean la ciudad.

Cuando te asomas al mirador exterior de la Cúpula ¡te das cuenta por qué es mejor que el Campanille di Giotto!

El mirador es más alto, se ve toda la ciudad igualmente, pero además se tiene una visión privilegiada de la inmensidad de la Cúpula.

Ya sólo queda lo más fácil… el descenso, bajar por una escalera ancha y con no excesiva inclinación jejeje

Acceso:

Información que se agradece cuando la plaza está abarrotada y no se sabe donde ir 😉

  • A la Cúpula: se accede a través de una puerta en el lateral izquierdo, según se mira hacia la fachada principal de la Catedral.
Horario:
  • Cúpula de Brunelleschi: de 8:30h a 19h.
Gelatto, yummy!

Tras salir de allí, repusimos fuerzas con un buen helado italiano.
En la misma Piazza del Duomo, en Don Nino (ya sabe que si está en la misma plaza barato, barato no será, pero disfrutará de unas vistas y de un buen merecido descanso…)

Piazzale Michelangelo

Decidimos ir antes del atardecer al Mirador de la Piazzale Michelangelo pasando por la Porta de San Miniato y parando en Calccio della Rose.

Un Mirador que hay a mitad de las escaleras que acceden a la Piazzale Michelangelo, en la que puedes observar detrás de una maleta (obra de bronce) otras perspectivas de la ciudad.

Vistas desde Piazzale Michelangelo

Había muy buen ambiente, nos sentamos en sus famosas escaleras y disfrutamos de la música en directo que había viendo las famosas vistas de la ciudad mientras atradecía.

¡Espectacular el atardecer desde Piazzale Michelangelo!

Bajamos a recuperar fuerzas al mismo restaurante del otro día que nos gustó tanto, sobretodo los postres! La Pizzeria Ristorante I Tarocchi.

Entrantes

Nos leemos pronto! 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *