Frigiliana, pueblo bonito de Málaga

Frigiliana es uno de los pueblos blancos de Málaga con más encanto, y está catalogado como uno de los pueblos más bonitos de España. 

La verdad, es un pueblo pequeño y se recorre fácilmente

Rincones de Frigiliana

Sus calles estrechas y un sinfín de escaleras son la herencia morisca que el paso del tiempo ha dejado en el casco antiguo de Frigiliana, uno de los mejores conservados de la provincia.

Localización

Este bonito pueblo de herencia morisca se encuentra a 50 minutos de Málaga.

Desde allí, también se puede visitar en el mismo día Nerja ya que se encuentra a tan sólo 15 minutos en coche.

Que ver 

Barrio Morisco 

Destacan sus calles empedradas y empinadas, sus casas blancas y puertas de colores; también sus rincones decorados con plantas y flores.

Hay que pasear por sus calles más famosas como la calle Real (donde podéis encontrar una foto muy vista en redes sociales) o la calle Zacatín o calle el Chorruelo.  

Calle Real

Puntos de interés histórico 

Diferentes puntos turísticos a visitar:

  • La Fuente Vieja 
  • Reales Pósitos, era el silo donde se almacenaba antiguamente el grano sobrante
  • La Casa del Apero, ahora alberga la Oficina de Turismo
  • El Torreón, se encuentra en el antiguo barrio mudéjar, justo al lado de la Calle Real.
  • El Palacio Renacentista de los Condes de Frigiliana, alberga las instalaciones de la única fábrica de miel de caña de toda Europa.

Miradores 

En vuestra visita, no puede faltar las vistas desde sus miradores, ya que la ubicación de Frigiliana con su altitud, la hacen perfecta para divisar toda la sierra y la costa de Málaga.  

Uno de ellos, el Mirador del Peñón se encuentra en el Barrio Morisco.

Al finalizar la Cuesta del Apero, caminaremos unos pasos y tendremos que subir unos escalones a mano derecha, para llegar al mirador desde donde obtendréis las mejores vistas.

Vistas de Frigiliana

Otro Mirador se encuentra caminando por la Calle Santo Cristo, encontraréis más arriba, otro mirador para disfrutar de unas vistas panorámicas.

Aparcar

El parking que se encuentra bajo esta plaza es perfecto para empezar con el recorrido del pueblo.

Calles de Frigiliana

Que hacer 

  • Adentrarte en este pueblo adoquinado por la Cuesta del Apero y dejarte llevar.
  • Descubrir diferentes mosaicos en el casco histórico, en los que se cuentan la historia de la vida cotidiana de la antigua Frigiliana.
  • Tomarte una copa en algún bar con vistas, hay uno cerca del mirador del Peñón en el cual se veía incluso la Costa del Sol.
  • Hacer muchas fotografías de las vistas panorámicas que hay desde allí y a sus coloridas puertas y rincones.
  • Degustar la comida típica, como las berenjenas fritas con miel de caña, o carnes como la presa ibérica o el choto.
Mirador de Frigiliana

Nos leemos pronto! 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *